Mena no ha cumplido con los transportistas. Se manifiestan taxistas por la ola de inseguridad

BRENDA QUECHOL/Cierre de Edición. Tlaxcala, Tlax., a 6 de Diciembre de 2017.

Taxistas exigieron al gobernador Marco Antonio Mena mayor seguridad para el desempeño de su labor diaria, ello tras el incremento de homicidios y robos de los que han sido víctimas.
Durante una manifestación que realizaron en el primer cuadro de la capital del estado, los trabajadores del volante exigieron al titular del poder Ejecutivo frenar la ola de delitos que ha pegado a ese sector.

Con pintas en vidrios de sus autompviles, los quejosos lamentaron que las políticas públicas en materia de seguridad no estén funcionando, muestra de ello son el incremento de robos y homicidos en contra de los transportistas.

La manifestación fue a consecuencia de los recientes hechos sucedidos el sábado pasado donde fue encontrado sin vida un taxista de Zacatelco en un camino de terracería de El Carmen Aztama, municipio de Teolocholco.

Al día siguiente, la noche del domingo, desapareció Anselmo Armas Torres, quien tras realizar un viaje desde el Sitio 6 de “La Parroquia” en el municipio de Chiautempan hacia San Pedro Muñoztla; hasta el momento no es localizado y sus familiares exigen justicia.

Mientras que la tarde del lunes, a otro trabajador del volante del Sitio 11 del municipio de Apizaco le fue robada su unidad cuando proporcionaba el servicio a la colonia San Marcos a un par de sujetos.

Los taxistas dijeron que el gobierno local “no ha hecho nada para resguardar nuestra seguridad ni como trabajadores ni como ciudadanos, por eso exigimos que nos tomen en cuenta y que se dé con los responsables del robo de unidades y de varios delitos que han cometido en contra de nosotros”, afirmó Gonzalo N.

Indicaron que las movilizaciones se radicalizarán hasta que el gobierno estatal dé respuesta a cada una de sus demandas “ porque de demagogia estamos hartos, ya no somos el estado más seguro, así que por lo mismo exigimos al gobernador, más hechos que palabras, porque para hablar está muy bonito el señor, pero en los hechos queda mucho a deber”, expuso Saúl N.


Deja un comentario